TUNNING PARA SILLA DE RUEDAS

Los niveles de freakismo cada vez alcanzan cotas más elevadas.
Un tal Brit Giuseppe Cannella pilló la silla de ruedas de su madre y le hizo un pequeño apaño: añadirle un viejo motor eléctrico Rolls-Royce que originalmente servía para arrancar el motor de un avión. El invento al final tiene 200 libras de empuje y una velocidad de 60 millas por hora (unos 100 km/h).



¡VAS A SER EL PRIMERO EN COMENTAR!

DEJA TU COMENTARIO